Acusan a sarcedote de abuso sexual en El Vaticano

La fiscalia del Estado Vaticano ha comenzado un proceso judicial contra dos sacerdotes. El primero está acusado de presuntos abusos sexuales y el segundo de encubrimiento.

Según el comunicado por la Santa Sede, los hechos fueron consumados antes del 2012 en el colegio San Pío X, situado a poca distancia de la residencia papal. Los estudiantes de esa escuela tienen el encargo de ayudar en las celebraciones litúrgicas de la basílica de San Pedro.

Por aquel entonces, el sospechoso de los presuntos abusos no era sacerdote y el supuesto encubridor era el rector. El Vaticano no ha especificado si el principal acusado era mayor de edad por aquellos años. Tampoco han ofrecido datos sobre el número de supuestas víctimas ni si estas eran menores o mayores cuando ocurrieron los hechos.

Los que sí se especifica es que la fiscalía ha podido abrir la investigación gracias a la reforma legislativa aprobada por el papa Francisco este año. Según la anterior legislación, los abusos debían denunciarse antes de que pasara un año de lo ocurrido. El pontífice abolió esa ley pocos meses después de la cumbre vaticana sobre abuso sexual en la que participaron representantes de la Iglesia católica de todo el mundo.

El proceso al que serán sometidos los principales sospechosos no es canónico, por lo que la pena no podrá ser la expulsión del sacerdocio sino la cárcel.