Ofrecen asistencia económica para el retorno de dominicanos radicados en España

MADRID, ESPAÑA. Las autoridades dominicanas en Madrid y Air Europa establecieron un acuerdo para desarrollar fórmulas compensatorias mediante las cuales los dominicanos que han sido golpeados duramente por la crisis económica que sacude a España, puedan retornar voluntariamente a la República Dominicana. 
El cónsul dominicano en Madrid, Frank Bencosme, despidió en el Aeropuerto de Barajas, a María Consuelo Mejía de María, Luis Elías Núñez Marte, Porfirio Antonio Rodríguez Santana y Tomás Herrera, los segundos dominicanos beneficiados con este programa de asistencia, quienes habían acudido al Consulado Dominicano para solicitar ayuda del Gobierno y poder retornar con sus familiares.
“Estamos ejecutando las instrucciones del presidente Danilo Medina, de auxiliar a los dominicanos radicados en España que han caído en estado de precariedad, y que anhelan regresar a la tierra que les vio nacer”, señaló  Bencosme.

El diplomático agradeció a Pepe Hidalgo, presidente de Air Europa, por el apoyo recibido al asumir el proyecto como suyo en el momento que se tocó su puerta, contribuyendo de esta manera con los objetivos pautados por el presidente Medina.
En los próximos días seguirán retornando más familias, ya que la situación de desempleo de muchos compatriotas que una vez cruzaron el océano para radicarse en España en busca de mejoría, ha minado las esperanzas de hombres y mujeres que viven en la pobreza y sobreviven a duras penas gracias a la ayuda humanitaria del consulado general y organizaciones sin ánimo de lucro.
El caso de María Consuelo Mejía, con nueve hijos, es uno de ellos. Hace 10 años, María Consuelo vino a España dejando atrás a su pueblo y a su querida gente de La Vega. 
“Yo aquí (Madrid) cuidaba niños, pero la gente dejo de emplearme. Preferían llevar a sus hijos a las guarderías. Yo tenía tres años que no iba a República Dominicana. Pedí ayuda al cónsul y me dijo que el presidente Medina le había ordenado resolver este problema. Estoy muy agradecida de que me hayan ayudado, porque de otro modo ¿cómo yo hubiera podido regresar a mi casa?”, refiere María.
Por otro lado está Luis Elías Núñez Marte, oriundo de Santo Domingo, quien tenía radicado en España 13 años. Solicitó su retorno voluntario porque no tenía donde comer ni dormir. Según cuenta, por su mente nunca le había pasado la idea de que en algún momento de su vida tendría que acudir al consulado para pedir apoyo.

“Nunca pensé que me iba tocar pedir ayuda, pero me siento muy satisfecho con el trato estupendo que he recibido. En el Consulado me he sentido como en casa. Exhorto a los demás compatriotas que están pasando momentos fuertes, que busquen ayuda para volver a casa, porque allí un plátano no le falta.

Fuente: Diario Libre.